CUIDE SU DIETA DURANTE EL CONFINAMIENTO

Con relación a la pandemia por el nuevo coronavirus, la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN) ha elaborado una serie de RECOMENDACIONES GENERALES que se resumen a continuación:

  1. PLANIFIQUE MENÚS para la semana o para 15 días, de tal forma que pueda organizar las compras y alimentos.

Calcule las raciones además de los ingredientes, así evitará comprar cantidades de comida que no vaya a necesitar.

 

  1. COMA SANO y consuma todos los grupos de alimentos.
    1. Evite alimentos ultraprocesados, aunque tengan mayor vida útil.
    2. En cuanto a carnes, elige las de ave sobre las de otro origen. Evita el consumo de embutidos, fiambres y carnes grasas de cualquier animal.
    3. Utilice el aceite de oliva como el aceite principal para cocinar o aliñar sus platos.

 

  1. HIDRÁTESE A DIARIO (entre 1.5 – 2 litros de agua al día).
    1. Sustituya los refrescos azucarados y las bebidas alcohólicas por otras opciones, preferiblemente agua. Puede recurrirse también a caldos vegetales, de carne o pescado (desgrasados) e infusiones.
    2. No se considera como fuente de hidratación habitual la leche o los zumos de frutas.
    3. Especial atención a los mayores, en los que en muchas ocasiones la sensación de sed está disminuida. En este grupo en particular se pueden utilizar gelatinas neutras o saborizadas sin azúcar.

 

  1. A la hora de elegir alimentos, opte por aquellos que sean SACIANTES Y A LA VEZ SALUDABLES: frutos secos (mejor naturales o tostados), pescado, huevos o lácteos (estos últimos, mejor bajos en grasas y naturales, sin saborizantes).

 

  1. Priorice cereales INTEGRALES. Si consume alimentos ricos en hidratos de carbono complejos (pan, pasta o arroz), es preferible que sean integrales.

 

  1. COMA DIARIAMENTE FRUTAS Y VERDURAS.
    1. Elija frutas y verduras no perecederas o envasadas en su jugo (naranjas, manzanas…) o con mayor vida útil (naranjas, mandarinas, plátanos, manzanas, puerros o zanahorias).
    2. La verdura fresca se puede sustituir por congelada y cocida, aunque siempre son preferibles las frescas de temporada.
    3. Si existen problemas de deglución, se pueden preparar purés o cremas de verduras o presentar la fruta pelada y cortada.

 

  1. EVITE PICOTEAR ENTRE HORAS.
    1. Una comida a media mañana y una merienda sí son recomendables. Intente que estas comidas sean también a base de alimentos saludables, por ejemplo: tostada integral con atún, yogur con semillas y fruta o encurtidos.

 

  1. DISMINUYA LAS FRITURAS y consuma productos a la plancha, asados al horno o hervidos.

 

  1. Mantenga una NUTRICIÓN ADECUADA. La desnutrición es un factor de mal pronóstico en numerosas enfermedades.
    En caso de infección leve por COVID, puede aparecer una disminución del apetito. La SEEN ha elaborado en este sentido algunos consejos para enriquecer su dieta en estas circunstancias: https://www.seen.es/docs/apartados/2678/Recomendaciones%20dieta%20COVID%20leve.pdf

 

  1. Finalmente, APROVECHE EL TIEMPO LIBRE para compartir recetas culinarias o aprender nuevos platos.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.